Premio Red Dot para el diseño industrial corporativo de Komax.
40 years cutting edge

Premio Red Dot para el diseño industrial corporativo de Komax.

Como primera empresa en su industria, Komax Wire conquista el premio Red Dot por el diseño de su desforradora Mira 230. Es una distinción a la representación perfecta de la funcionalidad y a una potencia extraordinaria de diseño.

El «Red Dot» se otorga desde 1954 y es un sello de calidad reconocido en todo el mundo en cuanto al diseño de productos. Para la edición de este año, el jurado internacional especializado recibió productos de 54 países que procedió a evaluar individualmente a lo largo de varios días. Se aplican criterios como el grado de innovación, la calidad estética, la funcionalidad, la calidad formal, la sustentabilidad ecológica, la ergonomía, la durabilidad, el contenido simbólico y emocional, el equipamiento periférico y la calidad autoexplicativa.

La Mira 230 es una máquina de mesa de uso profesional para desforrar cables eléctricos. Es el producto pionero del nuevo diseño industrial corporativo de Komax. El enfoque integrado engloba también el diseño de la interfaz del operador y la ergonomía.

Desde el año pasado, cada producto se fabrica aplicando criterios absolutamente novedosos según el diseño industrial corporativo de Komax. Por ejemplo, en la Mira 230 destaca la «compuerta de cables» en color rojo que, por una parte, sirve como protección contra impactos y, por la otra, es el símbolo de la entrada en el mundo del procesamiento de cables de Komax. Al tener más superficies cerradas, las máquinas parecen más tranquila. Las partes oscuras representan el procesamiento; las partes claras representan el manejo de los cables.

Mediante el «nuevo diseño de productos», se aspira a que la nueva generación de máquinas transmita mejor los valores de la marca Komax, entre ellos su liderazgo en innovaciones o sus exigencias de alta calidad. En el futuro, cada cliente debería reconocer inmediatamente un producto de Komax por su diseño. Por supuesto que esto viene acompañado de optimizaciones en los aspectos ergonómicos. Gracias a ellas, el operador de la máquina puede utilizarla con mayor simplicidad y menos esfuerzo.